Luis Lacalle Pou, Marta Canessa y Julio María Sanguinetti

Primera semana: coalición sin acuerdos ni foto de familia, Talvi prepara contrapropuesta para los blancos

La primera semana del candidato Luis Lacalle Pou sirvió para visitar las sedes de todos los partidos de oposición al gobierno del Frente Amplio, con compromisos de apoyo sin definiciones políticas a futuro. De hecho, el colorado Ernesto Talvi prepara una propuesta para el sector educativo. Hasta el diario El País informó que “colorados y el Partido Independiente no estaban cómodos en participar de una “foto familiar” con el militar retirado”, en alusión a Guido Manini Ríos, líder del ultraderechista Cabildo Abierto.

Todas las encuestas y la amplia mayoría de los politólogos y especialistas coinciden en que el balotaje entre Daniel Martínez (Frente Amplio, partido de gobierno centroizquierdista) y Luis Lacalle Pou (Partido Nacional, oposición de derecha clásica) será de final abierto hasta los últimos momentos. Por eso el candidato Lacalle Pou utilizó la primera semana en recorrer sedes partidarias para asegurarse el mayor apoyo militante para recorrer el país en noviembre, mes en el que se define la presidencia de Uruguay.

Su primera parada fue en el Partido Colorado, fuerza política que históricamente representó a la organización estatal que el propio partido forjó a lo largo de la historia con sus diversas corrientes internas. Este martes 29, Lacalle Pou se reunió con varias figuras, entre las que se encontraban los dos precandidatos colorados, Ernesto Talvi y Julio María Sanguinetti.

Luego de la reunión, Talvi dijo que adhiere a la “coalición del cambio” sin “cheques en blanco” y “sin condiciones”. Es decir, que esperará la propuesta del Partido Nacional para suscribir un acuerdo. Si bien los blancos querían sellar el acuerdo esta semana, no llevaron propuestas concretas para intercambiar. Sin embargo, el compromiso con el acuerdo está, sin su contenido.

De cualquier manera, Talvi prepara una propuesta en materia educativa para trabajar con los blancos. Además, Pablo Mieres, líder del Partido Independiente (PI), tuvo que esperar a “la burocracia partidaria de su agrupación”, según relata El País, porque la misma “lo llevó a tener que postergar el apoyo explícito a la fórmula hasta el próximo domingo cuando se reúna la Convención Nacional del PI”.

Desde tiendas del Partido de la Gente, el apoyo está asegurado y se basa en compromisos de tolerancia cero y ajuste fiscal que, otra vez, no están asegurados en papel. Por otra parte, la agrupación presentó diferencias internas entre su líder Edgardo Novick y el diputado que salió electo, Adrián Peña, cortocircuito que augura mayores dificultades internas y que surgió en la semana posterior a la elección nacional.

El problema es Cabildo Abierto, formación política que tiene medio año y está integrada por ultranacionalistas, ex militares y defensores de la producción rural. El País aseguró que Lacalle Pou no quiso solicitar una “foto de familia” para divulgar en la prensa porque sabe que colorados e independientes no quieren mezclar su perfil de centro, centro-derecha, con los cabildantes. Esta agrupación, que cuenta con tres senadores y una docena de diputados, aseguró su apoyo al opositor, también sin medidas concretas acordadas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s